Ferrari Mythos Pininfarina

11 julio, 2012 • Análisis de Marcas • Vistas: 1114

La estructura del Testarrosa , con motor central y radiadores laterales, era un punto de partida ideal para un estudio que pusiera de relieve los principales temas de colaboración entre Pininfarina y Ferrari, una colaboración que se remonta al encuentro entre Enzo Ferrari y Pinin Farina en una trattoria en 1951.

Escultura rodante, expresión formal del mito Ferrari llevado al extremo, consecuencia lógica de un proceso que se inició en 1952 con el 212 Inter, ilustración perfecta de una secuela de diseño que privilegia la elegancia y la sobriedad y rechaza el exhibicionismo o los modelos efímeros: el Mythos que Pininfarina desveló en el Salón de Tokio de 1989 es todo eso y mucho más.

Técnicamente, es un barquilla de 2 plazas con carrocería de fibra de carbono, totalmente desmontable, construida de fibra de carbono, totalmente desmontable, construida sobre chasis tubular de Testarrosa reforzado, y equipada con dos apéndices aerodinámicos moviles: un alerón trasero y un pico delantero cuya altura e inclinación (hasta 30 centímetros y 12 para el alerón), así como el desplazamiento horizontal (hasta 3 centímetros par el pico), se regulan en función de la velocidad, desde que alcanza los 100 km/h.

Un cockpit de prototipo deportivo

Estéticamente el Mythos se compone de dos volúmenes separados por el cockpit que forman un trapecio visto sobre el plano, ya que la gran diferencia de distancia entre las vías delanteras y trasera del Testarrosa ha sido deliberadamente acentuada. Aunque constituido por dos elementos distintos, el coche es un todo homogéneo gracias a la fluidez de las líneas que conectan la parte anterior y posterior. Las dos tomas de aire laterales forman uno de los elementos visuales más importantes, vistas tanto de perfil como de frente. El casco está formado por dos capós que se abren hacia delante y dos puertas de apertura  tradicional cuyo tirador queda disimulado en lugar donde se juntan las partes horizontal e inclinada de la puerta. El gran parabrisas, muy plano, incorpora en lo alto del marco un retrovisor y en la incorporación de su base un panel bajo el que se encuentra el limpiaparabrisas. Una banda en la que se encuentra las luces traseras cruza de un lado a otro la popa, coronada por el alerón provisto de un brazo central telescópico, cuyos lados conectan con los flancos del coche. Ningún elemento decorativo rompe la armonía de los volúmenes.

El habitáculo es decididamente austero: los asientos son fijos y el pedalier regulable; la ausencia de vidrios laterales permite integrar perfectamente un tirador en el panel interior y horadar en él una profunda moldura que sirve de apoyabrazos. La instrumentación analógica ha sido reducida al mínimo estricto y los mandos están colocados en dos salientes simétricos a ambos lados del salpicadero.

 Características técnicas: 

Dimensiones y peso: Longitud 4,30 m, anchura 2,11 m

Motor: Doce cilindros en V / diámetro por carrera 82×78 mm / cilindrada 4.942 cc/Potencia 390 cv a 6.300 r.p.m

 

Y no podíamos dejar de enseñaros un par de vídeos de lo que es el Mythos actual…..

 

Fuente Fotografías por  sumally.com /http://www.influx.co.uk / http://www.sybarites.com

Fuente Información RACE

Etiquetas:, , , ,

One Response to Ferrari Mythos Pininfarina

  1. La estructura del Testarossa, con motor central y radiadores laterales, era un punto de partida ideal para un estudio que pusiera de relieve los principales temas de colaboración entre Pininfarina y Ferrari, una colaboración que se remonta al encuentro de Enzo Ferrari y Pinin Farina en una trattoria en 1951.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>